Saturday, June 8, 2019

AKEL solidarity message to the Sudanese Communist Party


AKEL C.C. Press Office, 6 June 2019, Nicosia
AKEL expresses its full and unreserved solidarity with the Sudanese Communist Party and all the forces that are rallying within the ranks of the Alliance for Freedom and Change, at the forefront of the unyielding and defiant struggle over many months for democracy, justice and freedom in Sudan.
The bloody suppression of the sit down protest meeting in the centre of Khartoum the day before yesterday, with dozens of dead, has once again revealed the real face of the Military Council that has been ruling the country since the previous regime was overthrown last April. Instead of transferring power to a civilian government as it had promised, the Military Council has no hesitation in using brutal violence against the people of the country, who is determinedly and selflessly demonstrating for the implementation of the agreements concluded, in order to pave the way for real democratic freedoms and rights in Sudan. AKEL salutes the vanguard and heroic role played by the Sudanese Communist Party in the popular struggle for democracy and peace in Sudan.
AKEL conveys a message of solidarity to the people of Sudan who are determined to escalate through militant popular mobilizations, strikes and civil disobedience campaigns their struggle against the remnants of the old regime. We unite our voice with your call addressed to the international community, which must exert diplomatic pressure to prevent the arming of paramilitary groups and those armed forces who are blocking Sudan’s path towards democracy.

Thursday, June 6, 2019

Iraqi CP, Cowardly and criminal attack on party office in Basra 2-6-2019



Iraqi Communist Party A Cowardly and Criminal Attack on Iraqi Communist Party office in Basra The headquarters of the provincial committee of the Iraqi Communist Party in the province of Basra was subjected to a cowardly attack at 2:15am on Sunday (2 June 2019), with a grenade which caused material damage to the building without casualties. This treacherous attack came after the blatant assault last month on the offices of our party in the city of Nasiriyah and town of Souk al-Shuyukh, in the province of Nasiriyah. These attacks constitute a serious violation of the Constitution and the law, and a violation of the offices of a legalized party that has representation in the Parliament and provincial councils, including the provinces of Basra and Nasiriyah. These cowardly acts are not an attack on the Iraqi Communist Party alone, but also constitute contempt for all peaceful political action, and a blatant violation of constitutional life and democratic practice, attempting to replace them with chaos, usurping the right to disagree, imposing opinions and attitudes through violence instead of peaceful and democratic dialogue and argumentation. Therefore, they threaten the whole political process and civil peace, and undermine the prestige of the state and its institutions. These attacks do not in any way constitute, as the miserable perpetrators may think and believe, a way out and a solution to the comprehensive crisis that our country is going through. They cannot cover up the notorious filed cases of corruption and hide the ugly faces of corrupt elements, but actually reflect the desperation of the perpetrators and their dilemma. They are unable to stop the march of reform and change which are urgently needed not only for salvation from the root cause of the crises, i.e. the ethno-sectarian quota system, but also for getting rid of the criminals who have looted and plundered public money and become excessively rich at the expense of the hunger, disease and poverty of millions of Iraqis, many of whom can’t make a living. We hereby state very clearly that it is the responsibility of the state institutions, especially the security, to protect the headquarters and offices of all the parties authorized by law, including those of the Iraqi Communist Party. They have a duty to prevent such attacks from being repeated. We demand that they deal with everybody impartially and professionally and expose the perpetrators and their motives and bring them to justice to receive their just punishment. At the same time, we look forward to a wide condemnation of this treacherous attack. All relevant bodies, especially the four leading authorities (the President, Prime Minister, Speaker of Parliament and Higher Judicial Council) must shoulder their responsibilities in order to prevent the deterioration of the situation and to ensure the rule of law, security and stability. The Iraqi Communist Party, while condemning in the strongest terms these cowardly attacks and refusing to be drawn to their disgraceful level, reiterates its firm determination to defend, with all legal and constitutional means, its right to peaceful political action and to promote its views and positions. It is fully determined to go ahead with its reform project that the broad masses of our people are looking forward to and which the corrupt are trying to obstruct and frustrate. Central Committee Iraqi Communist Party 2 June 2019

Monday, May 20, 2019

CP of Venezuela, Declaración del PCV ante desalojo de la embajada en Washington



Desde el Buró Político Comité Central del Partido Comunista de Venezuela (PCV), denunciamos enérgicamente una nueva escalada en las agresiones multifacéticas del imperialismo estadounidense bajo el gobierno de Donald Trump contra el pueblo venezolano.

El asalto ilegal del 16 de mayo 2019 a la embajada de la República Bolivariana de Venezuela en Washington se realiza en el marco de las violaciones sistemáticas del Derecho Internacional y de los Derechos Humanos por parte de los EE.UU. Es parte de la estrategia de la guerra híbrida del imperialismo no solamente contra el pueblo venezolano, sino contra todos los pueblos de la región latinoamericana y caribeña.

Valoramos altamente la solidaridad valiente, firme y heroica de las y los activistas ocupantes dentro y fuera de nuestra misión diplomática que resguardaron el edificio ante los intentos de los grupos fascistas de la oposición venezolana, enviados por el auto proclamado Guaidó, de ingresar por la fuerza al inmueble.

Ello demuestra que la solidaridad no tiene fronteras, es expresión de la lucha de los pueblos contra el capitalismo en su fase superior: el imperialismo, contra las guerras imperialistas, por La Paz, la justicia social y la amistad entre los pueblos.

Los miembros de diferentes organizaciones de solidaridad en los EE.UU., entre estas el Consejo de Paz estadounidense, los Veteranos por La Paz, Code Pink y otras, se instalaron durante más de un mes en la embajada y fueron privados por el gobierno de Trump de electricidad, agua, medicinas y alimentos, fueron brutalmente reprimidos y finalmente sacados esposados del territorio que es venezolano, como lo expresa la Convención de Viena, suscrita hace 50 años el 23 de mayo 1969. No es un hecho aislado, ya que hace dos meses nuestro Consulado en Nueva York fue asaltado por grupos venezolanos fascistas, protegidos por la policía gringada, y simultáneamente asaltado la Agregaduría Militar en Washington. Según la Convención de Viena, "los locales de la misión diplomática", como la venezolana, "no pueden ser penetrados por agentes del Estado receptor sin el consentimiento del jefe de la misión. Señala, además, que "el Estado receptor tiene la obligación de proteger las sedes diplomáticas contra toda intromisión o daño y evitar que se perturbe la tranquilidad de la misión".

El Partido Comunista eleva su voz de indignación frente a la política imperialista y fascista de los Estados Unidos de Norteamérica, "destinados por la Providencia de plagar de hambre y miseria a Nuestra América" y pretendiendo dominar nuestro territorio con la política nefasta de la Doctrina Monroe (1823).

Denunciamos al mismo tiempo la indiferencia cómplice de la Unión Europea ante el avance de los EE.UU., que en muchas ocasiones supone una arremetida contra el Derecho Internacional y los Derechos Humanos.

No  estamos frente  de  un  hecho  pasajero,  estamos  frente  a  una  amenaza  real  y  tangible,
el fascismo  como  expresión  política  del  capitalismo  en  decadencia,  debe  ser  combatido
con determinación, coraje y audacia. Aplicar creativamente la experiencia histórica del movimiento
obrero es vital, para evitar una nueva derrota de la clase obrera y los sectores populares.

Con  él  imperialismo  y  fascismo  no  se  negocia,  no  se  dialoga;  deben  ser  combatidos  con
contundencia y sin contemplaciones; deben ser aislados y derrotados en todos los espacios y ámbitos
sociales.

El Partido Comunista de Venezuela en una clara línea antiimperialista y antifascista propone un
Frente   Mundial   y   llama   a   los   Partidos   Comunistas   del   Mundo,   a   las 
organizaciones revolucionarias  y  de  masas  a  utilizar  todos  los  espacios  nacionales  e
internacionales  para confrontar,   protestar   y   denunciar   la   agresión   criminal   de   los
  EE.UU.   contra   el   pueblo venezolano.

¡A cerrar filas y organizarnos en un Frente Mundial Antiimperialista y Antifascista para
derrotarlos!

¡Venceremos!

Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Venezuela (PCV)

Caracas, 17 de mayo de 2019.





Tuesday, May 7, 2019

1 DE MAYO: ACTO PATRIÓTICO Y CLASISTA (FOTOS)

Corriente Clasista Campesina Nicomedes Abreu
¡Firmeza patriotica!
FETRA electricistas
Moviemento de mujeres Clara Zetkin
¡Por los derechos del pueblo trabajador,
derrotemos la agresión imperialista!








Wednesday, May 1, 2019

PCV: APLASTAR LA CONSPIRACIÓN DESESTABILIZADORA DE LA ULTRADERECHA




El Partido Comunista de Venezuela (PCV) condena la nueva acción desestabilizadora de la ultraderecha encabezada por el títere Juan Guaidó y el reincidente prófugo de la justicia venezolana Leopoldo López, quienes al servicio del imperialismo estadounidense continúan en el desarrollo de golpe de Estado.
Ante esta nueva escalada desestabilizadora, el PCV y la JCV han activado la movilización nacional y llamamos a todo el pueblo organizado a derrotar las acciones terroristas que la oposición apátrida intenta realizar en cada rincón de la nación.
Hoy más que nunca le corresponde a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, en conjunto con todo el pueblo, mantener su unidad y cohesión interna, avanzar y profundizar en la unidad cívico-militar en defensa de la soberanía, la independencia de la patria y las conquistas alcanzadas por el pueblo trabajador de la ciudad y el campo.
El PCV y la JCV llamamos a la organización y la movilización activa del pueblo trabajador hacia Miraflores para rechazar las acciones terroristas de sectores de la ultraderecha. Asimismo, ratificamos la convocatoria a la mayor movilización obrera, campesina, comunera y popular para mañana 1 de mayo.
 Por el Buró Político del Comité Central del PCV:
 Oscar Figuera
Secretario General

FNLCT: LUCHAMOS HASTA VENCER, CON LOS TRABAJADORES AL PODER


1 de mayo: Manifiesto del Frente Nacional de Lucha de la Clase Trabajadora (FNLCT)



El Frente Nacional de Lucha de la Clase Trabajadora (FNLCT), en nuestro día, entrega un saludo clasista a las y los trabajadores de Venezuela y el mundo, cuando las fuerzas al servicio de los capitales internacionales, encabezadas por el imperialismo estadounidense –el principal y más peligroso enemigo de la humanidad–, se tornan más agresivas contra los pueblos del planeta, con el objetivo de imponer su hegemonía única global. La clase obrera y el pueblo venezolano sufren las consecuencias de la crisis del capitalismo dependiente y del criminal cerco económico que el imperialismo yanqui-europeo impone a nuestro país.
En ese contexto, las organizaciones del movimiento obrero y sindical clasista de Venezuela reafirmamos nuestra disposición de lucha contra las pretensiones imperialistas y contra el modo de producción capitalista y su correspondiente Estado burgués, que siguen intactos en nuestro país pese a las reformas progresistas que se han producido desde 1999 con el inicio del proceso bolivariano.
En medio de agresiones y amenazas del imperialismo yanqui, vivimos una situación insoportable de hiperinflación, colapso de los servicios públicos, deterioro y desmantelamiento de empresas estatales, violaciones a los derechos laborales, corrupción y negligencia de burócratas estatales.
Ante el acentuado deterioro en las condiciones de vida de nuestro pueblo, nos movilizamos para exigir que se apliquen medidas revolucionarias y efectivas en favor de los explotados y oprimidos, para salir de la crisis: activar las fuerzas creadoras de la clase obrera y del pueblo trabajador de la ciudad y el campo para desmontar el poder de los monopolios capitalistas, de los terratenientes y de las mafias privadas y públicas que se enriquecen con las necesidades del pueblo; abatir la corrupción y la especulación, imponiendo el control obrero y popular revolucionario sobre la producción y la distribución de bienes y servicios esenciales (alimentación, salud, agua, medicinas, energía eléctrica, gas doméstico, transporte, educación).
El FNLCT llama a toda la clase obrera y al pueblo trabajador de la ciudad y el campo, a luchar por:
– Control obrero, campesino, comunero y popular sobre la producción, administración y distribución de bienes y servicios en general.
– Reenganche y restablecimiento de los derechos infringidos de las y los trabajadores despedidos o suspendidos de forma ilegal e injustificada, tanto del sector privado como del público.
– Escala móvil de salarios de acuerdo a los precios de los rubros de la canasta básica.
– Dejar sin efecto la regresiva e inconstitucional política salarial expresada en los Lineamientos del Ministerio del Trabajo para las Convenciones Colectivas. Respeto a las conquistas logradas en las convenciones colectivas.
– Acabar con la criminalización y judicialización laboral. Reivindicar a las y los trabajadores víctimas de tales prácticas aberrantes cometidas por patronos privados y públicos, con la complicidad de instancias del Estado.
– Derogar la mal llamada «ley de precios justos» que permite a los empresarios colocar los precios que les venga en gana; establecer control y supervisión por parte de comunidades y trabajadores sobre costos, tasas de ganancia y precios.
– Aprobar la Ley Especial de los Consejos Socialistas de Trabajadores y Trabajadoras.
– Rescatar las empresas del Estado y los fundos agrícolas, con un nuevo modelo de gestión, basado en dirección colectiva obrera, campesina, comunera y popular, para acabar con la corrupción, la ineficiencia y los métodos autoritarios y antidemocráticos en la gestión. No a la reprivatización de empresas estatales y fundos agrícolas recuperados.
– Aplicar planes de producción agrícola e industrialización a gran escala, con participación protagónica de la clase obrera y del pueblo trabajador de la ciudad y el campo, para el desarrollo soberano de las fuerzas productivas y la satisfacción de las necesidades.
– Reactivar las empresas cerradas y/o abandonadas por la patronal, aplicando el artículo 149 de la LOTTT, para ponerlas bajo control obrero-popular con apoyo gubernamental.
– Depurar el Ministerio del Trabajo, expulsando a los funcionarios corruptos y patronales; instaurar la contraloría obrera y sindical clasista sobre sus actuaciones, a todos los niveles, particularmente en las Inspectorías del Trabajo.
– Respeto a la libertad sindical y el derecho a la sindicalización. Fortalecer al sindicalismo clasista y combativo, derrotar las tendencias sindicales reformistas, patronales y desclasadas.
– Suprimir la tercerización y precarización de las relaciones laborales en las empresas privadas y públicas, aplicando severamente lo establecido en la LOTTT.
Nacionalización revolucionaria de la banca privada y todo el sistema financiero nacional.
– Nuevo régimen tributario que traslade el peso de la carga impositiva a los grandes capitales, las actividades especulativas y el consumo suntuoso; derogar los tratados contra la doble tributación (que libera a las transnacionales de pagar impuestos en Venezuela), eliminar el IVA.
– Encarcelar a los corruptos y especuladores, confiscarle sus bienes mal habidos.
El FNLCT hace un llamado a todas las fuerzas clasistas y patrióticas de las y los trabajadores, sindicatos, delegados y delegadas de prevención, consejos de trabajadores y demás expresiones del movimiento obrero, a unirnos en lucha con el movimiento campesino, comunero y popular, y con el resto de las organizaciones políticas y sociales revolucionarias, para enfrentar la injerencia y agresión imperialista, defendiendo con independencia de clase nuestros derechos, acumulando fuerzas para tomar la conducción política y económica del país, con la finalidad de desmontar el dominio del capital y su Estado burgués, para conquistar plena liberación nacional e iniciar la construcción del Socialismo sobre bases científicas.
¡Unidos venceremos!
¡Fortalezcamos al FNLCT!